Hola!

¿Qué tal va el verano?

Hoy con mi receta os quiero trasladar directamente a Latinoamérica… y lo voy a hacer de una forma muy sencilla: ¡usando dulce de leche!

Aunque normalmente en España lo asociamos con Argentina, lo cierto es que no existe una teoría fiable sobre su origen. Algunos dicen que nació en Chile y que de allí pasó a Argentina. Otros afirman que realmente se originó en Argentina, mientras que hay los que lo vinculan a Uruguay e incluso Brasil. Sea como fuere, hay crónicas de su existencia que datan del s. XVII y en cada uno de esos países encontraremos una denominación diferente: manjar, arequipe, cajeta…

alma2

Respecto a su composición, el dulce de leche se prepara a base de leche de vaca y azúcar (con la adición de vainilla en muchos casos, e incluso una pizca de bicarbonato de sodio para acelerar la caramelización del mismo). Se usa para rellenar los alfajores, los panqueques, las tartas…

Pues bien, nosotros vamos a usarlo para dar sabor a estos cupcakes de Dulce de Leche que no tienen desperdicio. Espero que os animéis a hacerlo y que, como a mí, os hagan soñar con un viaje a Latinoamérica (¡¡uno de mis sueños por cumplir!!).

alma3

Para el bizcocho
100ml de aceite de oliva suave
200g de azúcar blanco
3 huevos M
200g de harina
1’5 cucharaditas de levadura química
100ml de leche
Para rellenar
Dulce de leche
Para la crema
250g de mantequilla a temperatura ambiente
250g de azúcar glas
4 o 5 cucharadas de dulce de leche (o al gusto!)

Encendemos el horno con calor arriba y abajo a 180º para que se vaya calentando.
Colocamos las cápsulas en el molde de cupcakes.
Tamizamos la harina con la levadura en un bol y reservamos.
En otro bol, con unas varillas, batimos bien el aceite con el azúcar y los huevos.
Cuando esté todo mezclado incorporamos la harina y mezclamos bien. Finalmente añadimos la leche y removemos hasta tener una mezcla homogénea.

alma4

Llenamos las cápsulas máximo 2/3 de su capacidad. Yo uso una cuchara de helado para que caiga siempre la misma cantidad. Horneamos unos 20-22 minutos o hasta que al pinchar con un palillo salga limpio. Pasamos a una rejilla hasta que se enfríen. Agujereamos el centro con el descorazonador de manzanas y rellenamos con dulce de leche.

 

Preparamos la crema. Tamizamos bien el azúcar glas. Después, con una batidora de varillas duras, lo batimos con la mantequilla (recuerda: tiene que estar bien blandita). Batimos al menos 5 minutos, hasta que la mezcla se ponga más clara y esponjosa. Añadimos las cucharadas de dulce de leche y batimos un minuto más.

alma5

Con ayuda de una manga pastelera, decoramos los cupcakes. Empezamos desde el centro del cupcakes y giramos la manga, mientras apretamos, en el sentido de las agujas del reloj. Usamos sprinkles de colores para decorar.

No hay comentarios

Dejar comentario