Según a qué zona alemana vayas a viajar, vivirás una experiencia distinta, de ahí que sea conveniente ir preparado para aprovechar cada instante al máximo.

consejos para viajar a Alemania

Documentación
Junto a los billetes de avión, los bonos del hotel y la Tarjeta Sanitaria Europea, no tienes que olvidar llevar a mano el DNI o el pasaporte en vigor y si eres menor de edad o viajas con menores de 14 años hay que llevar también una autorización de salida firmada por los padres. Asimismo te conviene saber que los residentes en la Unión no tienen ningún tipo de restricción para determinados productos, como tabaco, alcohol y perfumes.

Tarjeta Sanitaria Europea
Los españoles podemos solicitar en los Centros de Atención e Información de la Seguridad Social la Tarjeta Sanitaria Europea (TSE) para la asistencia sanitaria en el país. Si te surge cualquier incidente, puedes acercarte al servicio de urgencias de cualquier hospital o llamar al 113 o 112. La Tarjeta Sanitaria Europea es válida durante dos años en cualquier país de la Unión Europea y se recibe a los 10 días de solicitarla.

Vacunas
No es necesario vacunarse. No obstante, si viajas en primavera y otoño a Baden-Wurtemberg y Baviera, así como determinadas regiones de Hesse, Renania-Palatinado y Turingia, las autoridades sanitarias aconsejan cubrirse la mayor superficie posible de cuerpo ya que existe el riesgo de infectarse con enfermedades como la borreliosis o la meningoencefalitis (FSME). En caso de picadura, como medida de precaución, debes ir al médico.

Agua potable
Se puede beber con tranquilidad agua del grifo en toda Alemania. Toda la comida es de buena calidad y está sujeta, como en todos los países de la UE, a controles sanitarios muy exhaustivos.

Normativas de líquidos
Sólo está permitido llevar en el equipaje de mano pequeñas cantidades de líquidos, que además tienen que ir en pequeños contenedores con una capacidad individual máxima de 100 ml. Cada pasajero tiene que empaquetar estos contenedores en una bolsa transparente de plástico con autocierre de no más de un litro de capacidad máxima. Se puede subir al avión leche infantil y comida para bebés, medicinas y alimentos para dietas especiales para su uso durante el viaje.

Comunicaciones
Existen acuerdos de roaming entre las compañías de telefonía móvil alemanas y las españolas. El precio por llamada a España o cualquier otro país de la UE es de, aproximadamente, 0,23 euros por minuto. Llamar a otros destinos con nuestro móvil nos va a costar alrededor de 5 euros por minuto. Antes de viajar, asegúrate de que tu móvil (GSM y 3G) sea compatible con la red alemana.

clima alemania

Clima
Alemania disfruta de inviernos templados (entre +2 ºC y -6 ºC) y veranos no demasiados calurosos, ya que rara vez se superan los 20 ºC. Las precipitaciones caen durante todo el año, así que no debe olvidar echar en su maleta un chubasquero. En invierno, lo mejor es llevar ropa de abrigo, sin olvidar gorro, bufanda y guantes. En verano, las prendas ligeras de algodón son la mejor opción. También es aconsejable llevar alguna chaqueta por si refresca por las noches.
Por eso, la mejor época para viajar al país germano es en primavera o verano.

Idioma
El alemán es el idioma oficial, aunque un alto porcentaje de la población habla inglés, por lo que no tendrás ningún problema para comunicarte. También se habla en alemán en Liechtenstein, Austria e incluso en dos tercios de Suiza, en dos tercios de la provincia del Tirol del Sur (Italia), en ciertas zonas de Bélgica y también en algunos pueblos fronterizos del condado de Jutlandia meridional (Dinamarca).

Moneda
La moneda oficial es el euro. Los precios son asequibles si los comparamos con otras ciudades europeas. Las entradas a los museos, sitios de interés y transportes son más caras que en España, por eso te aconsejamos que adquieras abonos transportes y tarjetas descuentos en las grandes ciudades. Un cena para dos en un restaurante ronda los 40 Euros. Se puede cambiar dinero en aeropuertos, algunos bancos y oficinas de cambio de divisas, como ReiseBank. Si vas a visitar zonas rurales conviene llevar dinero efectivo ya que escasean estos servicios.

Propinas
No es obligatorio dejar propinas, es una cuestión voluntaria. Si estás satisfecho con el servicio recibido, es costumbre dejar algo. Lo normal sería un 10%.

Seguridad
Es un país muy seguro para viajar, y los robos son poco frecuentes.
Aún así, tienes que tomar ciertas precauciones como cerrar con llave la habitación del hotel o no descuidar los objetos de valor en zonas muy concurridas.

Transportes
Berlín cuenta con uno de los sistemas de transporte público más eficientes de toda Europa. Conocido como el BVG, incluye las líneas de metro urbano U-Bahn y suburbano S-Bahn y Autobuses. El tranvía únicamente funciona en Berlín Este. También cuenta con varias líneas de transbordador que cruzan los ríos Spree y Havel, todos ellos conectados.

Comida
La gastronomía alemana es deliciosa y abundante. La comida del mediodía es la más importante y se puede paladear en distintos locales; un Weinkeller o Bierkeller resulta adecuado para comidas ligeras y un Gaststätte para hacer la comida menos formal que en un restaurante. En un Ratskeller, se sirven platos tradicionales a precios razonables.
Los desayunos suelen ser copiosos y las cenas ligeras. En Alemania se puede saborear una rica variedad de salchichas exquisitas como las cocidas, acompañadas de diversas salsas como wurst (de distintas formas), bratwurst (con especias), weisswurst (de carne) y blutwurst. También resultan deliciosos sus platos típicos como: eisbein, pie de cerdo cocido o en escabeche con chucrut; asado de cerdo con knödel, una gran albóndiga de pan o patata que se suele tomar precedida de una sopa de albóndigas de higadillos; sprotten, pequeños arenques ahumados y picantes; spätzie y maultaschen, platos de pasta con cebolla tostada y queso rallado; riebekuchen, tortilla de patatas ralladas; y schwardzwälder Kirschtorte, pastel de frutas del bosque, de postre.

No hay comentarios

Dejar comentario