Conoce el encanto de algunos de los pueblos más bonitos de España en sólo un fin de semana.

Vacaciones, puentes y festivos siempre son fechas que señalas en rojo en el calendario para hacer un plan diferente, pero ¿por qué esperar? Un fin de semana cualquiera es el momento perfecto para visitar algunos de los pueblos con más encanto de la geografía española. Tienes 48 horas. Comenzamos…

Pedraza, Segovia. Villa amurallada con mucha historia
¿Recuerdas el anuncio de la Lotería de Navidad de 2013? Montserrat Caballé, Raphael, Marta Sánchez, Niña Pastori y David Bustamante cantaban a la luz de las bombillas del árbol navideño en una plaza empedrada. Pues ese lugar es Pedraza, un pueblo segoviano a una hora de Madrid. Sus mayores bazas son el castillo medieval hoy perteneciente a la familia del pintor Zuloaga y la cárcel, situada en la única entrada que había a la villa y reconvertida en museo. Por las adoquinadas calles es probable que te encuentres a la ‘master chef’ Samanta Vallejo-Nájera. Pedraza es su refugio y donde ha instalado junto con su madre Sabine Déroulède, su negocio de bodas y eventos. El espacio se encuentra en lo que fue una casa palacio del siglo XVII que en los años 70 sus padres habían reconvertido en una tienda de muebles. Además, todos los años los dos primeros sábados de julio la ciudad se engalana con música clásica de autores internacionales durante los ‘Conciertos de las Velas’.

Pedraza, Segovia
Pedraza, Segovia

Castrillo de los Polvazares, León. El mejor cocido maragato
Paso obligado para los peregrinos que realizan el Camino de Santiago, es sobre todo cabeza de la comarca de la Maragatería (después de su capital, Astorga) y el mejor lugar para probar su famoso cocido maragato. Es famoso porque se come al revés: primero el compango, luego los garbanzos y al final, la sopa. Así, los antiguos arrieros, comerciantes de vinos, pescados y demás productos, se aseguraban de alimentarse bien primero con la parte más calórica y ‘rellenar huecos’ con la sopa al final. Lo que más llama la atención es el empedrado de sus calles, plazas y casas, declarado Conjunto Histórico-Artístico en los años 80.

Castrillo de los Polvazares, León
Castrillo de los Polvazares, León

O Cebreiro, Lugo. Un poblado celta de película
El Conjunto Etnográfico de O Cebreiro es un grupo de pallozas típicas prerromanas (construcciones circulares de piedra con tejado cubierto por paja). Una de ellas se ha convertido en museo donde puedes conocer cómo convivía la gente con el ganado, en los meses del duro invierno. Esta región es turística también por ser la entrada a Galicia del Camino de Santiago, por lo que es común ver a muchos peregrinos que seguramente paren a coger fuerzas degustando un cocido en el Hotel O Cebreiro (al lado de la Iglesia de Santa María la Real), donde podrás alojarte o, si lo prefires, desplazarte a Piedrafita del Cebrero, a cinco minutos en coche.

O Cebreiro, Lugo
O Cebreiro, Lugo

Besalú, Gerona. La joya del Medievo catalán
La Costa Brava tiene muchos tesoros, uno de ellos es Besalú una población con arquitectura medieval omnipresente. A hora y media de Barcelona y sólo 30 kilómetros de Gerona, su pasado se remonta al siglo X y su nombre significa ‘fortaleza entre dos ríos’: Fluvià y Capellades. La empresa Ars Didáctica ofrece tours guiados por la ciudad: su puente románico, la judería, sus baños (‘Miqvé’), los restos de la sinagoga, el monasterio de Sant Pere y el antiguo hospital de Sant Julià. También puedes combinar el recorrido con la ruta gastronómica con productos de la región de La Garrocha, con la visita al Museo de Miniaturas o un tour nocturno por la localidad.

Montefrío, una de las maravillas de Granada
Este municipio granadino fue declarado Conjunto Histórico-Artístico Nacional por su legado andalusí. Está presidido por su castillo árabe y la Iglesia de la Villa, en lo alto del cerro, con una panorámica privilegiada del municipio. Lo mismo ocurre al revés: desde la carretera tienes unas vistas únicas de Montefrío. Lo confirma National Geographic que lo ha incluido en su lista de los 10 pueblos con mejores vistas del mundo. Montefrío ostenta el cuarto puesto, solo por detrás de Ortahisar (Turquía), Fontainhas (Cabo Verde) y Cordes du Ciel (Francia) que se hace con el primer lugar. Dedica tu fin de semana a practicar senderismo, ciclismo y hasta escalada por los muchos caminos adaptados. La ruta más frecuentada es por ‘Las Peñas de los Gitanos’, una zona arqueológica con restos de varias civilizaciones (medievales, visigodas, íberas…) donde destaca un grupo de enterramientos megalíticos.

Montefrío, Granada
Montefrío, Granada

Lastres, Asturias. Un ‘pueblín’ fuera de serie
Y si en tu fin de semana fuera de casa buscas la costa, viaja a Lastres. Perteneciente al concejo de Colunga y bañada por el Cantábrico, destaca por unas cuestas que pondrás a prueba tu fondo físico y el encanto de una villa marinera. Lastres se hizo famosa en la pequeña pantalla por ser el escenario donde se grabó la serie española ‘Doctor Mateo’, aunque aparecía bajo el seudónimo de San Martín del Sella. La cabecera de la serie se corresponde con el Faro de Lastres (ya fuera del pueblo y perteneciente a Luces). Acércate también al Museo del Jurásico de Asturias, cuyo edificio simula la huella de un dinosaurio y acoge una importante muestra sobre estos extintos reptiles.

No hay comentarios

Dejar comentario