La Ruta 66 atraviesa este inmenso país desde las aguas del lago Michigan en Chicago hasta las doradas playas del Pacífico en Los Ángeles (California).

Ruta 66 cartel

 

La ruta 66 ha sido el trayecto recorrido por inmigrantes, soñadores, desesperados y toda una generación de turistas descubriendo caminos hacia el oeste. Es la ruta idónea para aquellos viajeros que quieren dejar atrás los viajes convencionales y descubrir los lugares más entrañables de Estados Unidos. La Ruta 66 cruza 8 Estados de Estados Unidos: Ilinois, Missouri, Kansas, Oklahoma, Texas, New Mexico, Arizona, California y  tres cambios de horario, por los más diversos parajes americanos. Estas son algunas de las paradas que no te debes saltar bajo ningún concepto.

 

1. Chicago

Muchos sostienen que Lou Mitchell´s Restaurant es el mejor restaurante para desayunar en la ciudad de Chicago. Abierto desde 1923 por el abuelo del actual propietario, este restaurante entró a formar parte de la Route 66 Hall of Fame el 8 de junio de 2002. Desde su inauguración nunca ha dejado de recibir clientes atraídos por los huevos frescos y unos bollos que se cree que inspiraron la idea para el agujero central de los famosos donuts. Las mujeres reciben a la entrada una cajita con un bombón de crema de leche “Milk duds”. Cada día comen en Lou Mitchell´s Restaurant 1.200 comensales.

 

2. Springfield

Por la influencia de la televisión a casi todos nos suena la ciudad de Springfield, ya que en una de las siete Springfield que tiene Estados Unidos (no se sabe a ciencia cierta cuál es), vive Homer y su familia. También es conocida por el carismático Bruce Springfield y el presidente Abraham Lincoln, que decidió pasar sus últimos años en esta ciudad y al que han dedicado el gigante de la ciudad. El coloso de Springfield fue construido por Carl Rinnnus para conmemorar el 150 aniversario de la llegada al poder del político. Pero hay muchos más a lo largo de la Ruta 66: gigantes que rememoran a personajes célebres, botes de Ketchup enormes, inmensas sillas… y todos con el único objetivo de llamar la atención de los viandantes.

 

3. Amarillo

Cuando llegan los turistas a Amarillo saben muy bien qué tienen que visitar. Sí, todos queremos ver los 12 modelos de Cadillacs que se cavaron en la tierra entre 1949 y 1964 y que han pintado en varias ocasiones acreditados artistas, una vez de color rosa como símbolo de la lucha contra el cáncer de pulmón. Pero Amarillo también tiene otros atractivos que os sorprenderá. Aquí hay un restaurante, Big Texan Steakrach, que incita a sus clientes a comerse en una hora un enorme trozo de carne de casi dos kilos. Quienes acceden al desafío y no lo cumplen deben pagar $76.

 

Amarillo

4. Meteor Crater Enterprises

Han tenido que pasar por esta tierra numerosos expertos para llegar a la conclusión de que este enorme socavón, de 1,2 km de diámetro y 570 metros de profundidad, situado a cuatro millas de la I-40, fue ocasionado por un meteorito hace hoy más de 50.000 años. El meteorito formaba parte de un asteroide, que se desintegró casi por completo al entrar en contacto con la atmósfera de la tierra. La NASA entrenó en este cráter a los astronautas del programa APOLLO entre 1964 y 1972.

 

5. Calico Ghost Town

Después de contar con más de 1.200 habitantes, 22 salones y un Chinatown en 1887, Calico es ahora un poblado fantasma que conserva el estilo y la arquitectura original. Los primeros pobladores llegaron a Calico en 1881 atraídos por la fiebre del oro e hicieron las maletas debido a la caída del precio de la plata, que pasó de valer 1,31 dólares la onza a 0,63 dólares. Por el pueblo, una calle salpicada de restaurantes y tiendas, caminan actores vestidos como en la época de esplendor y a las minas bajan unos trenecitos que muestran las minas.

 

8. Hackberry

Hackberry General Store es una joya de la Ruta 66. Por fuera llama la atención los viejos surtidores que dejaron de utilizarse en 1978 y en el interior nos esperaban una impresionante colección de mapas, libros y artefactos relacionados con la mítica carretera. Su propietario, un veterano de Vietnam, abre las puertas de este museo todos los días, a partir de las ocho y media de la mañana. No os lo perdáis.

 

9. Newberry Springs

Bagdad Café es lo primero que os vais a encontrar al llegar a Newberry Springs. Cuando se rodó la película Bagdad Café en 1987, interpretada por Jack Palance y Marianne Sagebrecht, aún no estaba regentado por la cariñosa Andree Pruett, pero ya se servía cerveza fría y chili bowl. Junto al local, de suelo agujereado y barra desgastada, se conserva la caravana que se utilizó en la película.

No hay comentarios

Dejar comentario