El sector del turismo para adultos parece seguir creciendo de forma imparable. La implantación de hoteles adults only es cada vez mayor e incluso han logrado hacerse un importante hueco en el mercado. ¿Cuál es el motivo de su éxito?

Hoteles para adultos, ¿tus mejores vacaciones?

No nos engañemos, todos hemos sido niños, pero no por ello tenemos que aguantar a los de los demás. Es decir, tras un año de trabajo parece lógico irse a un lugar a relajarse, a disfrutar y no a aguantar gritos, escándalos, lloros y actitudes que terminan con la paciencia de cualquiera. Además, en este tipo de hoteles es sencillo:

– Encontrar actividades adecuadas para el público adulto. Los animadores no usan el clásico altavoz y tampoco te impiden descansar. Sesiones de gimnasia, algún que otro partido en la piscina y poco más. Se trata de hacer una pequeña actividad, sin agobios.

– El bufé es más completo. Se acabaron las bandejas de comida para niños. En estos establecimientos es posible disfrutar de alguna que otra noche temática, de un rincón gastronómico e incluso de especialidades algo más selectas. No es necesario añadir que serás tratado como en el mejor restaurante.

hoteles adults only
hoteles adults only

– Las habitaciones y la tranquilidad. Diseñar una habitación estándar poco o nada tiene que ver con decorar una estancia para adultos. Se nota el esfuerzo en usar colchones de calidad, en disponer la habitación de manera distinta y, sobre todo, en mantener siempre la tranquilidad a la hora de dormir. Los detalles son continuos en cualquier habitación. Todo influye para lograr la satisfacción del cliente.

– Noches de diversión adecuada. Si hay espectáculo nocturno está siempre adaptado al público adulto. En pocas ocasiones la discoteca emite demasiado ruido. Se respeta la decisión de otros viajeros que desean descansar y no se incurre en el clásico error de poner música a todo trapo hasta la madrugada.

Otros secretos

El ambiente en estos hoteles suele estar enfocado a lograr que los clientes se relacionen entre sí con mayor facilidad. Es sencillo encontrar espacios al aire libre donde departir con el resto de viajeros. Por su ubicación, normalmente alejada del epicentro turístico, suelen ser como oasis que hay que visitar para deleitarse con el ambiente que se respira en ellos.

Por suerte, cada vez son más los hoteles que deciden convertirse en un establecimiento solo para adultos. Los factores arriba indicados son decisivos, pero también influye la posibilidad de poder organizar tus vacaciones de la manera que prefieras.

Los hoteles adults only han sabido amoldarse a los gustos de los clientes y no han dejado nunca de evolucionar y de ofrecer todo aquello que el turismo para adultos les solicita. Si no te has alojado en ninguno, te aconsejamos que lo hagas. Notarás la diferencia más absoluta desde el primer momento. Poder disfrutar de la piscina, del comedor o de los espacios al aire libre sin interrupciones continuas te permitirá amortizar mejor tu desembolso económico y convertir tus vacaciones en un momento digno de recordar durante todo el año. ¡Anímate a probar!

No hay comentarios

Dejar comentario