Viajar en el tiempo parece algo solo reservado para los mejores guiones de cine, pero ¿nos creerías si te dijéramos que es posible? Haces bien en afirmar, pues viajar a Segovia es una buena manera de hacer un viaje contra las manillas de un reloj consiguiendo retroceder hasta el medievo.

Si estás pensando en unas pequeñas vacaciones, te diremos porqué las rutas y escapadas a Segovia pueden ser las mejores elecciones para unos días inolvidables. Te sobrarán razones y motivos para elegir esta ciudad castellana como destino para unos días de descanso inolvidables.

La ruta medieval irresistible si viajas a Segovia

Si eres de los que prefieren un plan diferente para unas mini vacaciones, te proponemos una ruta un tanto diferente a la visita obligada al acueducto de Segovia, o la degustación de un buen cochinillo asado en horno de leña. Planes que por supuesto debes incluir, pero que en este caso serán meros alicientes para una ruta por los castillos y por la Segovia más mágica.

segovia, Catedral de Segovia
segovia, Catedral de Segovia

Una escapada a la cara de la ciudad más desconocida en la que un buen abrigo, calcetines gordos, guantes y gorro te van a hacer falta en este recorrido, que gana encanto si lo haces en invierno. Acompáñanos en este paseo por el Alcázar, por Castilnovo, Coca, Pedraza, Cuéllar y Turégano. Lugares donde tendrás una cita con la historia, el arte y los vestigios de una época, conservados como en pocas ciudades del mundo.

Te proponemos una ruta a través de la línea imaginaria que componen los castillos. Un recorrido a través de las fortalezas más importantes de la provincia segoviana. El punto de partida, como no podría ser de otra manera, el Alcázar. ¿Preparado?

Del Alcázar a Pedraza pasando por Turégano

La primera parada, como te decimos, es el Alcázar de Segovia. Justo en la confluencia de dos ríos, podrás contemplar la fortaleza por la que pasaron, entre otros, Alfonso X El Sabio o los Reyes Católicos. Arte mudéjar para esta primera parada que puedes completar con un paseo por la ciudad. Te animamos a que comas antes de salir para Turégano cualquier plato segoviano, entre el que tiene que estar o sí o sí el cochinillo.

Si prefieres saltarte la comida y esperar a llegar a Turégano, donde la cita será con los orígenes celtíberos, también en la zona podrás degustar la mejor cocina castellana. En esta ruta medieval te recomendamos que te animes a completarla con una ruta gastronómica más que posible en este caso, cuando la oferta en este sentido en toda la provincia es inigualable.

Además, en Turégano podrás contemplar las fachadas del resto de edificios que llamarán a buen seguro tu atención por su excelente estado de conservación. Te faltará una armadura para pensar que perteneces, o has pertenecido desde siempre, a uno de los lugares más mágicos de este recorrido.

segovia, Castillo de Pedraza
segovia, Castillo de Pedraza

Atento cuando llegues a Pedraza, pues estarás ante uno de los castillos más antiguos de toda Europa con reminiscencias romanas, visigodas y árabes. Una de las citas con la historia más importante en estas rutas y escapadas a Segovia que te estamos proponiendo.

No podrás irte de Pedraza sin visitar la iglesia de la Virgen de las Vegas. Está a escasa distancia, concretamente en La Velilla. Una cita ineludible en este viaje en el tiempo; en este caso, un viaje al románico.

Castilnovo, Cuéllar y Coca, las siguientes paradas

Don Álvaro de Luna y los Delfines de Francia, al menos el espíritu impregnado, te esperan en Castilnovo. Un pequeño camino te llevará desde Pedraza hasta la siguiente parada. De nuevo arte mudéjar, pero con una novedad: seis torreones defensivos caracterizan a esta fortaleza de planta cuadrada.

Tras la visita al enorme patio de armas en Cuéllar, concretamente en el interior de su fortaleza, tendrás que poner rumbo a Coca donde acaba esta ruta medieval en Segovia. Además de la conservación en este caso, una de sus particularidades será su foso.

Entenderás aquí porque España en general, y Segovia en particular, son destinos favoritos para escenas de películas y series internacionales. Tal vez caigas en la cuenta o reconozcas estos castillos cuando los veas personalmente, sin que hayas sabido hasta ese entonces que fueron elegidos con tal fin.

​Hoteles en Segovia, dónde hospedarte

No te hará falta más que pensar en el interés turístico que tiene la ciudad para que te hagas una idea de la oferta hotelera de la ciudad. Hoteles para todos los bolsillos y precios para tu escapada a Segovia. Casas con encanto, alojamientos rústicos, hoteles gourmet, hostales y apartamentos de alquiler será entre lo que tendrás que decidir tu alojamiento.

Los precios son acordes a las calificaciones de la oferta hotelera, y no te será complicado encontrar algo adecuado para tu plan de gastos. Asimismo, también te resultará relativamente fácil encontrar apartamentos para pasar tus días de descanso en la ciudad  aunque, como siempre, esta opción es altamente recomendable si viajas en grupo y tienes pensado compartir gastos.

segovia, Castilnovo
segovia, Castilnovo

Comerse Segovia en unos días, su oferta gastronómica

Sin duda, otro de los alicientes que tiene la ciudad, además de su enorme patrimonio que visitar, es su oferta gastronómica, conocida en el mundo entero.

Aunque conocemos de sobra la fama que precede a lechazo asado o cochinillo, no puedes visitar Segovia y volver sin haberlo probado. La tradición del lugar en cuanto a su cocinado y algunas curiosas maneras de servirlo llamarán tu atención más allá de lo sabroso del plato.

Pero eso sí, no olvides tampoco atreverte a probar los guisos, los platos con la trucha como protagonista o los quesos segovianos. Tampoco se te ocurra volver sin haberte dado el capricho de disfrutar de los ricos postres: rosquillas, soplillos, los florones típicos o las ricas hojuelas.

segovia, Plato de cordero asado
segovia, Plato de cordero asado

No debes olvidar tampoco, a la hora de viajar a Segovia, meter ropa de abrigo en la maleta. El clima continental supone fríos inviernos y calurosos veranos. Segovia es un destino para disfrutar especialmente en los inviernos, cuando a pesar del frío disfrutarás a buen seguro de un viaje no solo al pasado, sino a las entrañas de nuestra historia. ¿Preparado para cerrar esa maleta?

No hay comentarios

Dejar comentario