Mediterráneo Occidental

Ver más ofertas >

Mediterráneo Oriental

Ver más ofertas >

Norte de Europa

Ver más ofertas >

Ofertas Cruceros en Verano 2017

Realizar un viaje en crucero es una experiencia que se debería vivir al menos una vez en la vida. Navegar mientras disfrutas de un elegante camarote o de un espectáculo en el mismo barco convierte a estos viajes en diferentes. Y si se elige un crucero de verano, el sol acompañará cada visita que hagas en las ciudades donde tome puerto.

Reservar un crucero hoy en día es muy sencillo y asequible. Viajes Carrefour se encargará de organizarlo todo, por lo que tú solo tendrás que elegir los trajes de baño que usarás durante tu estancia en el crucero. Disfrutar del sol, del horizonte y visitar ciudades bañadas por el mar serán tus únicos propósitos.

En familia o en pareja: un crucero es siempre una buena opción

Y es que se trata de un tipo de viaje apto para cualquier circunstancia. Así, si lo que buscas es viajar con tu pareja o, incluso, celebrar tu luna de miel en un crucero, tendrás a tu alcance opciones que lo hagan posible y con la ventaja del 'todo incluido'.

En un crucero de verano, el relax y la tranquilidad van de la mano. Tomarse un baño en la piscina del barco, disfrutar del sol en sus hamacas o acomodarse en una cabina con todo tipo de detalles es posible. También acceder al gimnasio en pareja y llevar a cabo actividades solo para dos: desde recibir un masaje reconfortante hasta degustar una cena romántica con vistas al mar o tomar un aperitivo al lado de la piscina.

Si, por otro lado, te interesan más los viajes en familia, para pasar más tiempo juntos, el crucero tiene muchas posibilidades para todos, desde pequeños a grandes. Para los niños, un crucero cuenta con parques infantiles, acuáticos, actividades de animación y juegos. Y para los jóvenes adolescentes también: discoteca, sala de ocio o un club para hacer amigos.

Para los padres existen otras tantas opciones para poder descansar. Además, todos juntos podréis visitar las ciudades y pueblos costeros con encanto de los puertos en los que el barco haga escala. En cada uno de ellos existe la posibilidad de pasar un fantástico día en familia, acudiendo a museos, zoos o parques.

Un crucero por los fiordos noruegos en verano

Esta es una de las muchas opciones que presenta un viaje en crucero y una de las más demandadas, debido a la belleza de los paisajes y los coquetos pueblos que se pueden admirar a bordo y en tierra durante el tiempo que duran las escalas en puerto.

Los fiordos noruegos son uno de los grandes atractivos con los que cuenta el país nórdico, enmarcados en una naturaleza salvaje y abrumadora. Estas entradas de mar en tierra se encuentran rodeadas de majestuosas montañas, que van serpenteando el curso de los ríos.

En sus orillas, podrás conocer pueblos de llamativos colores y donde el pescado forma parte de sus vidas y de los paladares de sus visitantes. Bergen es uno de ellos (conocido como la puerta a los fiordos), y dicen que el más bonito de todos, pero no el único. También podrás conocer la ciudad de Flåm, y su famoso fiordo de Aurland coronado con cascadas, y Ålesund, con la posibilidad de contemplar el glaciar de Olden.

Y todo esto sin perder de vista la que es la segunda ciudad más grande de Noruega: Trondheim. Esta ciudad costera destaca por su marcada historia vikinga, que se mezcla con una actividad frenética que observarás entre galerías de arte, arquitectura y naturaleza.

Un crucero con las joyas del Atlantico de fondo

Esta es otra de las opciones que puedes contratar con Viajes Carrefour: un circuito completo por mar que incluya algunas de las ciudades más bellas de España, Portugal y Marruecos. Un viaje por la historia de tres países que tienen al Atlántico bañando sus costas. Este tipo de crucero es perfecto si lo que buscas es descansar durante los días de navegación y hacer turismo intensivo en ciudades más que interesantes y repletas de posibilidades.

Así, dentro de España podrás visitar ciudades como Málaga (con su famosa alcazaba árabe y su magnífico mirador de Gibralfaro) y Gibraltar (una subida al Peñón bien merece la pena), además de las islas Canarias.

Muy cerca, pero ya en Marruecos, ciudades costeras como Casablanca (no dejes de visitar su mezquita) y Agadir te esperan. En ambas destaca su paseo marítimo y sus playas, a la vez que perderse por sus centros históricos, entre locales y zocos es toda una experiencia.

Por último, en Portugal conocerás su capital: Lisboa. Su arte decadente, la luz natural que todo lo inunda y la amabilidad de sus gentes te cautivará. Allí, el puente del 25 de abril, el barrio de Belem (Patrimonio de la Humanidad) y las callejuelas pendientes de la Alfama son algunos de sus imprescindibles.

Viajes Carrefour, viajes al alcance de todos!!

Agencias de Viajes

Icono Agencia Viajes Carrefour

Franquicias

Icono Franquicias Viajes Carrefour

Financiación

Icono Financiación Viajes Carrefour

Guías de Viajes

Icono Guías Viajes Carrefour